Nunca dejes de jugar

16 / 05 / 2019

“La estrategia son las personas” afirma Xavier Marcet. El capital humano es esencial para el éxito de una organización.

Para que un equipo funcione hay que reclutar a las personas que lo integran con inteligencia, acompañarlas en su aprendizaje, potenciar sus capacidades, empoderarlas, formarlas, alimentar su pensamiento creativo y estimular su espíritu de superación. Todas estas tareas son cruciales para impulsar el talento, la auténtica fuerza tractora que guía los pasos de una empresa, y pocas herramientas se han demostrado tan efectivas para desarrollar las habilidades de las personas y su capacidad de liderazgo como el juego, una práctica que se desarrolla de forma intuitiva en la infancia y más tarde, al entrar en la edad adulta, se abandona con desdén sin saber que jugar en realidad es aprender.

En la actualidad, las empresas están regresando a la niñez para apoderarse de nuevo del juego y aplicarlo en la gestión de sus recursos humanos, una metodología de trabajo denominada gamificación.

“La gamificación es una técnica de aprendizaje que permite a las personas adquirir nuevos conocimientos que les permitan desarrollar habilidades para potencializar los resultados de su trabajo, mejorar sus relaciones con otras personas y elevar su compromiso con la organización”

Carmen Gómez Mayor

Carmen Gómez Mayor

| Directora Corporativa de Recursos Humanos

De acuerdo con la experta, la gamificación orientada a la gestión del talento y al capital humano en una empresa es una tendencia que se ha empezado a introducir con fuerza con la entrada del siglo XXI y que ha llegado para quedarse. Este análisis es compartido por la consultora Gartner, que asegura que el 50% de los procesos de innovación de las compañías incluyen en estos momentos la gamificación. Los datos de Gartner también reflejan que el 70% de las empresas de la Global 2000 List utiliza estas técnicas en diferentes ámbitos, mientras que un estudio publicado por Deloitte asegura que el 25% de los procesos de las compañías incluirán la gamificación en los próximos años.

 

Ventajas para trabajadores y empresas

Las principales ventajas del uso de los juegos en los procesos de capacitación de las personas se centran en un su enorme potencial para aflorar el talento y la motivación de los trabajadores, pero también como fórmula para promover la comunicación, el trabajo en equipo y el compromiso entre empleados, colaboradores y clientes.

“A través del juego conseguimos facilitar la desinhibición, bajar los niveles de prejuicio, romper tabúes, promover el pensamiento disruptivo, fomentar la creación colaborativa y estimular el espíritu de superación”, asegura Gómez Mayor.

Pero además de beneficios en el crecimiento personal de los equipos, estas técnicas también tienen ventajas metodológicas para las empresas que las aplican como la facilidad de seguimiento y monitorización de los resultados.

“Este tipo de sistemas permiten impulsar la participación. Además la monitorización del avance de los participantes es fácil y se puede implementar al mismo tiempo para todos los miembros de la organización sin importar su tamaño o su estructura jerárquica, ya que la gamificación busca incluir a todos los colaboradores de una organización”, precisa la experta.

Phone House que es parte de Dominion, ha probado con éxito las ventajas de la gamificación para sacar lo mejor de su equipo. En 2017 desarrolló junto a la empresa Gamelearn el videojuego de formación 2100. Esta iniciativa, que consiguió el premio a la innovación otorgado por la Asociación de Proveedores de e-Learning (APeL), está orientada a mejorar las capacidades en el campo de la gestión de clientes y presenta 14 escenarios reales que permiten al usuario construir su propio imperio comercial.

Gracias a este juego se ha podido comprobar como los participantes realizaban un viaje que iba desde la reflexión hasta la acción, es decir, desde las hipótesis y las teorías hasta la ejecución práctica. Pero además ha servido para alinear los objetivos de los colaboradores de la empresa con los de la propia firma.

“La experiencia nos ha permitido alinear el propósito personal de cada uno de los colaboradores con el propósito de la organización, redescubriendo y viviendo la misión, visión y valores de nuestra organización”

Carmen Gómez Mayor

Carmen Gómez Mayor

| Directora Corporativa de Recursos Humanos

El uso de la gamificación hace posible dinamizar el proceso de incorporación de nuevos trabajadores, medir su pulso en cada una de las etapas que componen el proceso de integración en una nueva empresa y lograr una incorporación personal, sencilla y divertida. Además, reduce la rotación y eleva la productividad.

Parece que la realidad desmiente el dicho popular: la letra con sangre no entra. Jugar no es solo cosa de niños.

Infografia gamificacion cast

Artículos relacionados

Día de la Seguridad y Salud en el Trabajo

Hablamos con Corresponsables sobre nuestra entrada en el Ibex Gender Equality Index

Participamos en la jornada sobre Estrategias ESG de El Economista